Artículos de opinión

Agronegocio: práctica y discurso

Enrique Castañón Ballivián

Jueves, 03 Agosto 2017

El caso de Bosque Tsimane

Ismael Guzmán T.

Martes, 18 Julio 2017

Envíe su artículo

Posts @IPDRS

Esta noche a las 20 horas sesionará la Junta Municipal de la ciudad de San Pedro del Paraná, ubicada a 360 kilómetros al Sur de la capital paraguaya.

Uno de los temas a abordar será el proyecto “Por la cual se declara de interés distrital la agricultura familiar con enfoque orgánico y agroecológico y se condiciona el sistema del agronegocio extensivo”.

El mismo fue presentado por una Mesa de Defensa Distrital, que reúne a familias campesinas, docentes, actores pastorales, bomberos, instituciones ambientalistas e indigenistas de la ciudad y de los municipios vecinos de Gral. Artigas y José Leandro Oviedo. Estos vienen debatiendo sobre el tema desde hace al menos un año.

El agrónomo y ex titular del SENAVE, Miguel Lovera, analiza la ganadería paraguaya en su artículo “Negocio insustentable que mantiene la inequidad”. En su artículo Lovera explica que en los últimos 20 años esta actividad económica vive un salto productivo debido a la demanda internacional, pasando de 27 mil a 211 mil toneladas de carne exportadas en 15 años.

“Con ese impetuoso aumento, han aumentado también los impactos negativos de la actividad. La deforestación, principal impacto ambiental verificable de esta actividad en el Paraguay ha llegado a niveles inusitados en ciertas regiones del Chaco Boreal, llegando a empujar las cifras a unas 35 hectáreas deforestadas por hora”, dice.

Uno de los aspectos que analiza es el control de empresas extranjeras en el negocio cárnico en Paraguay, donde más del 50% de las exportaciones de carne vacuna se realizan a través de empresas de capital brasileño.

 A fines de 2015 se promulgó por sanción automática la ordenanza “Por la cual se declara de interés distrital la agricultura familiar campesina y se establece la zonificación agroecológica en el distrito de Horqueta”.

La propuesta partió desde las familias campesinas y sus asociaciones, comités y organizaciones comunitarias hace poco más de un año.

En agosto pasado la Junta Municipal la aprobó y pasó al intendente, Arturo Urbieta, que en ese entonces renunciaba para candidatarse para otro periodo más. Lo suplantó el interino Julio Morales, que en setiembre explicaba que la Junta no le había pasado aún el proyecto.

De 8 millones de kg en 2009 pasó a importar 43 millones de kg en 2013, según un informe de Base de Investigaciones Sociales. Organizaciones de la sociedad civil acercaron el dato al Comité de Derechos Económicos, Sociales y Culturales (DESC) de las Naciones Unidas, que desde este 23 de febrero al 6 de marzo examinará a Paraguay en torno al derecho a la alimentación adecuada y otros.

El Comité desarrollará su 54° sesión en la ciudad de Ginebra (Suiza), donde se pondrá en evaluación a tres estados: Paraguay, Tajikistán y Gambia en varios aspectos, entre ellos el del derecho mencionado.

Además de los informes de los gobiernos, la sesión recibió informes alternativos de la sociedad civil.

El 15 de junio de 2015 una mesa de defensa distrital de la ciudad presentó el proyecto de ordenanza que busca zonificar el territorio, frente a las fumigaciones sojeras sobre tierras campesinas, fuentes de agua y remanentes ecológicos.

La articulación está compuesta por familias campesinas, ambientalistas, defensoras de derechos indígenas, defensoras de derechos humanos, docentes, estudiantes, bomberos y otros sectores de la sociedad civil de la región, ubicada a 360 kilómetros al Sur de la capital paraguaya.

Para este mes de marzo se prevé la primera reunión entre la mesa y las nuevas autoridades del municipio, luego de la renovación tras las elecciones de noviembre último.