Artículos de opinión

Aporte de las mujeres rurales

Mónica Novillo G.

Domingo, 19 Noviembre 2017

Cuando los extractivismos y la corrupción se encuentran

Eduardo Gudynas

Jueves, 09 Noviembre 2017

Indígenas avasallados por otros indígenas en Bolivia

JOSÉ LUIS BAPTISTA MORALES

Domingo, 29 Octubre 2017

Envíe su artículo

Posts @IPDRS

Remigio Romero, del pueblo enhlet del Bajo Chaco, conversó con el programa de la Revista Acción, trasmitido por la 1300 AM, a propósito del Día Internacional de los Derechos Humanos.

Específicamente, sobre la situación de incumplimiento de las sentencias internacionales de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH) que obligan al Estado paraguayo a restituir parte de sus territorios ancestrales a las comunidades Sawhoyamaxa y Xákmok Kásek. La comunidad Yakye Axa también obtuvo una sentencia favorable que aún está pendiente de cumplimiento de parte del Estado.

En este 2015 en Paraguay se importó un total de 24 millones de kilos de herbicida, la sustancia que acompaña el cultivo de la soja transgénica en el país.

Los registros dan cuenta de un aumento de importación de los herbicidas paraquat (62% más) y 24D (9% más), y la disminución de la importación del glifosato (8% menos).

Por su alta toxicidad, el paraquat está prohibido en al menos 36 países, en toda la Unión Europea, y restringido en la mayoría de las demás naciones. Su alta toxicidad y efectos sobre la salud humana, fauna, vegetación y peces le ganó un espacio en la “docena sucia”, una lista mundial de los 12 agrotóxicos más tóxicos.

El sistema de producción agrícola con cultivos a gran escala destinados a la exportación, “impone condiciones de guerra permanente en el campo”, dijo hoy a Efe el activista del Movimiento de Trabajadores Rurales sin Tierra (MST) de Brasil José María Tardin.

Tardin, que participó en Asunción de la primera jornada sobre agroecología organizada por la sede paraguaya del Instituto Agroecológico Latinoamericano (IALA), afirmó que los campesinos brasileños viven en “guerra permanente” debido a la persecución que padecen y al cerco que los grandes productores ejercen sobre sus tierras.

“Desde que comenzó la dictadura brasileña (1964-1985), el ataque de los militares dejó más de 2.000 líderes campesinos e indígenas asesinados. 

A propósito del discurso del mandatario paraguayo, Horacio Cartes, en la cumbre del Cambio Climático de París.

La presencia de Horacio Cartes en la Cumbre del Clima de París está cargada de retórica que intenta con un dedo ocultar el sol.

Pretende presentar un “plan de desarrollo sobre crecimiento económico y lucha contra la pobreza” que se sostiene en un compromiso de “reducción del humo tóxico del uso de combustible fósil y la deforestación”.

La idea está pensada desde una perspectiva netamente económica, que no aborda la realidad existente. En ese sentido, se desarrolla a continuación en torno a tres ejes que el gobierno de Cartes y los sectores económicos afines suelen presentar como logros, y que en general formaron parte de la oratoria del mandatario en la cumbre.

La Articulación por Curuguaty anunció la medida, porque con la ley los poderes Legislativo y Ejecutivo vulneran la independencia y funciones del Poder Judicial.

Hoy entrará en promulgación automática en Paraguay el proyecto de ley en que el Estado acepta la “donación” de las tierras de Marina Kue por parte de la empresa Campos Morombí.

Son la tierras donde el 15 de junio de 2012 se registró la masacre de Curuguaty, donde murieron 11 campesinos y 6 policías en un enfrentamiento, que terminó generando una crisis política nacional y la remoción controversial del presidente Fernando Lugo.