Entrevista a integrantes de la Red de Mujeres Rurales que tiene como meta el empoderamiento de las trabajadoras en el campo y la equidad de género.

La mujer rural representa el 2% de la población total del país y se encuentra en desventaja social en relación a los hombres y a las mujeres urbanas. Según estadísticas oficiales, las mujeres en el campo tienen mayor nivel educativo que los hombres, sin embargo tienen mayores dificultades para conseguir empleos y perciben salarios más bajo.

Norma Carugno vive en Totoral del Sauce (Canelones) y es presidenta de la Red de Mujeres Rurales de Uruguay. En entrevista con Ana María Mizrahi en Televisión Nacional explicó que una de las metas del colectivo es empoderar a la mujer para que se quede en el campo con sus hijos. 
Además, se refirió al trabajo extra no remunerado que recae comúnmente sobre las mujeres. “La mujer tiene una triple jornada. Aunque haga las ocho horas en el campo, después están las tareas de la casa. El tema del patriarcado no se ha erradicado en nuestro país y mucho menos en el campo”, señaló. 

Por su parte, la secretaria general de este grupo de mujeres, Silvia Sáez, opinó que la ley de ocho horas para el sector rural “es algo que hay que defender mucho”. 

“Se pensó en esa persona que a veces estaba en el propio campo, que trabajaba desde las seis de la mañana hasta que se oculta el sol. Era necesario que todo ese esfuerzo estuviera por lo menos recompensado. Ahora sabemos que, después de las ocho horas, las horas extras también juegan, como juegan en cualquier empleo. Es querer aceptar lo que nos corresponde”, agregó.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar