La más reciente protesta ocurrió el pasado 18 de Agosto. Allí, organizaciones sindicales, sociales, cívicas, populares y políticas, la población ocupó las calles de Riohacha para minifestar su rechazo a las políticas económicas y sociales relacionadas a la “locomotora minero energética” del presidente Juan Manuel Santos; específicamente, la carbonífera en el Cerrejón.

El departamento de la Guajira históricamente ha reclamado para la soberanía de sus pueblos abandonados por el Gobierno y golpeados por el conflicto armado. En esta oportunidad de movilización estuvieron presentes organizaciones como Sintracarbón, Sintrabienestar, la Central Unica de Trabajadores -CUT-, la Unión Sindical Obrera -USO-, el Comité Cívico de la Guajira, el Comité Sindical Clasista del Corredor Minero del Cesar, Magdalena, Guajira; el Polo Democrático Alternativo PDA, el Congreso de los Pueblos, los mototaxistas, los pimpineros y la comunidad étnica Wuayuu.

En la marcha

Por la dignidad de las personas, esta población reclamó prontas soluciones desde el gobierno de Juan Manuel Santos ante la frecuente muerte de niños Wayuu por causa de la desnutrición. Un problema nacional del sistema de garantía a la salud que en la Guajira es lamentable.

Se exigió la creación de un fondo de desarrollo estratégico de la Guajira para ampliar proyectos productivos y recuperar así la soberanía y autonomía alimentaria, basada en la economía campesina, indígena y de las negritudes.

Además el reclamo fundamental para que, no sólo para la Guajira sino también en el departamento del Cesar, no se impongan nuevos peajes en las vías.

Finalmente, las comunidades reclamaron para la construcción del acueducto regional y la creación de la empresa departamental de servicios públicos, de carácter estatal.

En el pliego

Según el vocero del Congreso de los Pueblos Cesar, Guillermo Perez, y Carlos Trujillo, coordinador del Comité Sindical Clasista del Corredor Minero: “venimos desde el Cesar para acompañar los reclamos del pueblo guajiro, que salen a las calles para exigir mayor acompañamiento del Gobierno Nacional en temas de salud, educación, servicios públicos domiciliarios e infraestructura. Somos departamentos hermanos y los problemas generados por el extractivismo del carbón son similares en ambos departamentos”.

El pliego de peticiones presentado por los Comités Cívicos por la Dignidad de La Guajira, en contra del abandono y la solución real a los problemas de la región manifestó los siguientes puntos:

1. Aumento de la renta minera para el departamento de la Guajira.

2. Creación del Fondo de Desarrollo Estratégico de la Guajira, para desarrollar proyectos productivos para recuperar la soberanía y autonomía alimentaria basada en las economías campesinas, indígenas y negritudes.

3. Nacionalización de la universidad de la Guajira.

4. Fortalecimiento financiero de los hospitales del departamento.

5. Negar la construcción de más peajes en el departamento de la Guajira.

6. Construcción del acueducto regional.

7. Intervención a Electricaribe y modernización del sistema eléctrico departamental.

8. Creación de la empresa departamental de servicios públicos de carácter estatal.

9.  Respeto y cumplimiento de las medidas cautelares.

10. Respeto a la cultura del pueblo Wayuu.

11. Negación de licencias ambientales con el propósito de minería, y no mas desvíos y destrucción de arroyos para una futura creación de “zona de protección especial” en toda la cuenca del río Ranchería.

12. Solución al problema de los vehículos con placas venezolanas.

13. Establecimiento de una política pública de empleos para acabar la tercerización laboral.

14. Convocatoria a elecciones atípicas para gobernación.

15. Concertación entre El Cerrejón y Fecodemigua, para un plan de reasentamiento de las comunidades desplazadas.

16. Creación del plan que controle la desertificación y adapte mecanismos en armonía con el cambio climático.

17. Establecimiento de un programa que garantice el acceso al agua potable, para las comunidades indígenas dispersas.

18. Mejoramiento de la infraestructura educativa rural, vías de acceso rural para la Media y Alta Guajira, la Sierra Nevada y la zona de Dibulla.

El movimiento social Congreso de los Pueblos y el Comité Sindical Clasista del Corredor Minero, hace un llamado a la solidaridad de los colombianos, para el apoyo de estos justos reclamos para exigirle respuestas eficaces al Gobierno Nacional frente a estas graves problemáticas sociales que afectan actualmente a miles de personas.

 

Fotografía y Texto: Colombia Informa

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar