Artículos de opinión

Aporte de las mujeres rurales

Mónica Novillo G.

Domingo, 19 Noviembre 2017

Envíe su artículo

Posts @IPDRS

Colombia vive un momento histórico por la inminencia de la firma del Acuerdo Final del proceso de paz de La Habana. Por ello, y siendo la defensa de los Derechos Humanos un asunto fundamental para la implementación de los acuerdos y la construcción de la paz con justicia social, es un deber con nuestro futuro ejercer la función de Defensor del Pueblo con el mayor grado de responsabilidad y coherencia, frente al espíritu de apertura democrática para la participación política de actores históricamente excluidos, que es hoy, la mayor necesidad de cara a la paz. 

El Movimiento Político y Social Marcha Patriótica expresa a la opinión pública su preocupación por la forma apresurada, clientelista y poco democrática en que el gobierno nacional y el congreso de la república adelantaron la elección del nuevo Defensor del Pueblo, y hace un llamado para que en el futuro se establezca un proceso amplio y de cara a la opinión pública, que garantice la selección de un funcionario idóneo, con mecanismos profundamente democráticos.

Desde el 23 al 26 de agosto, el Instituto para el Desarrollo rural de Sudamérica (IPDRS), el Observatorio del Cambio Rural, Fian Ecuador, el Movimiento Agrodescendientes, El Colectivo Abya Yala y Asomac, participarán de la Conferencia Internacional Tierras y Territorios en las Américas: Acaparamientos, Resistencias y Alternativas'', Bogotá 2016. 

El encuentro tendrá lugar en la Universidad Externado de Bogotá y reunirá a diversas organizaciones, instituciones y académicos que trabajan la ruralidad desde sus diferentes países.

En 2020, el país puede estar en capacidad de hacer parte de los países con mayor área sembrada de cultivos genéticamente modificados en América.

En 2020 Colombia puede estar en capacidad de hacer parte de los países con mayor área sembrada de cultivos genéticamente modificados en América, junto a Estados Unidos, Brasil, Argentina y Paraguay, dijo hoy un experto brasileño durante un foro en Bogotá.

"En la medida en la que a futuro se den las condiciones de seguridad y el mercado esté estable,Colombia aumentará la cantidad de esta clase de sembradíos porque tiene tierra, clima y gente preparada para hacerlo", explicó el director ejecutivo de la consultora Céleres, Anderson Galvao.

Luego del paro camionero más largo de la historia en Colombia quedó en evidencia la incapacidad del Gobierno para garantizar el derecho a la alimentación de su pueblo, además de la represión y la brutalidad de las fuerzas armadas en contra de quienes ejercen la protesta social. Lo anterior debido a la política de Estado que prioriza la explotación minera y energética ante el derecho a la alimentación.

A pesar de esto, varias organizaciones sociales han decidido trabajar para garantizar la seguridad y soberanía alimentaria en sus territorios; procesos de recuperación de tierras, zonas de reserva campesina y territorios agroalimentarios son ejemplos de ello.

Como en las tradicionales y masivas celebraciones de semana santa, así lució el municipio de Concordia, en el suroeste de Antioquia, el pasado sábado 6 de agosto. Después de que la comunidad conoció la noticia del inicio de exploraciones en su municipio, el miedo se generalizó ante la amenaza sobre las tierras de tradición cafetera y agropecuaria.

Por esta razón los habitantes se dieron cita para marchar por las principales calles de su pueblo manifestando el rechazo rotundo frente a los proyectos mineros de las multinacionales y de las exploraciones iniciales en el territorio. “Oiga señor extranjero/ aquí no hay disculpa que valga / si quiere rascar la tierra/ vaya rásquese la nalga”, dice una trova popular.