Jóvenes rurales, situación y perspectivas en la región sudamericana

Jóvenes rurales, situación y perspectivas en la región sudamericana
Jóvenes rurales de Brasil, Ecuador y Perú
Responsable de la entrevista: Mariela Aramayo
Fecha: Jueves, 02 Octubre 2014

Del 29 al 30 de septiembre, en la ciudad de La Paz, se llevó a cabo el Foro Nacional de Jóvenes Rurales. Hacia una agenda de la juventud rural boliviana, organizado por el Centro de Investigación y Promoción del Campesinado (CIPCA).

Jóvenes representantes de zonas rurales de la Amazonía Sur, Norte Amazónico, Altiplano Norte y Sur, valles, chaco, entre otras regiones de Bolivia, además de participantes invitados de otros países sudamericanos, asistieron al evento para compartir sus realidades, experiencias, identificar problemas comunes y proponer alternativas.

Coraly Salazar, investigadora de CIPCA, para resumir lo más destacado de estas dos jornadas de intercambio y reflexión, explicó que los jóvenes de las zonas rurales, tanto de Bolivia como de otros países, manifestaron una serie de preocupaciones e intereses en cuanto a temas diversos, como el acceso a la educación y a la salud, la discriminación, la participación en la toma de decisiones en sus comunidades, la migración, la falta de información y capacitación, el consumo de drogas y alcohol, los derechos sexuales y reproductivos, la educación para prevenir enfermedades y embarazos a muy temprana edad, entre otros varios cotidianos problemas que se repiten en áreas rurales de todos los países.

Los jóvenes rurales también expusieron una serie de propuestas ante estas realidades, el tema de la identidad fue otro punto de debate, y los participantes coincidieron en que es necesario promover el rescate de las prácticas culturales de sus pueblos para que la riqueza no se pierda y se logre rescatar muchos saberes.

La situación de la juventud rural en la región sudamericana

El Foro también contó con la participación de jóvenes líderes rurales de otros países de la región sudamericana como Brasil, Ecuador y Perú, quienes explicaron que la juventud rural de sus países enfrenta similares problemas a los planteados por los jóvenes bolivianos. El IPDRS entrevistó a tres invitados de otros países para conocer las realidades de los jóvenes de la región.

Viviana Rojas, Responsable de Comunicación de la Coordinadora Latinoamericana de Organizaciones del Campo CLOC Vía Campesina de Ecuador 

Resaltó el trabajo de las y los jóvenes campesinos ecuatorianos y explicó que su organización desarrolla diversas acciones para cambiar la situación de los jóvenes. “En la Vía Campesina tenemos espacios para los jóvenes, pero también trabajamos problemas estructurales en conjunto" aseveró.

"El tema de la construcción de un estado Plurinacional Intercultural que aún no se ha concretado por completo, es una tarea pendiente, y como jóvenes pedimos que la escuela, las instituciones vengan al campo para apoyar el proceso de reconocimiento de los saberes ancestrales". Planteó Rojas como la principal preocupación, “como jóvenes no queremos construir una agenda propia y al margen, queremos ser parte de la gran agenda nacional y trabajar un sólo proyecto político nacional y amplio” destacó, que uno de los desafíos para los jóvenes rurales/campesinos del Ecuador es reconocerse como actores políticos y dar a conocer que la juventud tiene posibilidad real de participar con propuestas”.

También dijo que otra de las principales afectaciones de la juventud campesina en Ecuador, era la migración, la expulsión de los jóvenes a la ciudad por la falta de infraestructura para la educación y también por la usurpación de tierras por parte de las empresas trasnacionales que expulsan poblaciones enteras en la costa para abarcar con los monocultivos de la palma africana y de banano. Esto trae consigo un fuerte proceso de descampesinizacion por acción del sistema capitalista.

El capitalismo, a través de su principal herramienta los medios de comunicación, viene posicionando un urbanismo global, con valores y principios distintos a los de la ruralidad, esto hace que los jóvenes campesinos no se vean en los medios y se identifiquen con otras realidades y esto rompe la identidad del campesino; sin embargo también existen personas y organizaciones que trabajan para romper esto y luchan para cambiar la influencia de los medios de comunicación en la juventud.

Sobre la importancia de la Agricultura Familiar y el rol de los jóvenes, Viviana Rojas explicó que la Vía Campesina puso en el centro de su agenda la Agricultura Familiar Campesina para no confundirla con la pequeña agricultura de las microempresas y sobre este tema dijo, “creemos que faltan muchas condiciones para garantizar que los jóvenes se vinculen a las prácticas de la agricultura Familiar Campesina”.

Uno de los principales obstáculos es la distribución de la tierra, las parcelaciones, los minifundios, los latifundios, las grandes extensiones de tierra están en manos de las transnacionales y estos son aspectos negativos, además que la propiedad de la tierra no considera a los jóvenes, si un joven campesino accede a un predio, esto se da por la parcelación familiar, herencia etc., pero no como un derecho propiamente dicho.

Geddil Choque Choque, dirigente de la Asociación de Jóvenes de la provincia Caylloma de Arequipa,Perú

El dirigente peruano destacó que el acceso a la educación es un problema que afecta a los jóvenes rurales en su natal Perú, también destacó que la calidad de vida en el ámbito rural aún es precaria, y por estas razones existe una alta tasa de migración hacia las ciudades donde las y los jóvenes sufren discriminación.

También resaltó que: “la problemática es similar a la expuesta por los compañeros de Bolivia y Ecuador, donde la falta de acceso a servicios y medios de comunicación, la  injusta distribución de la tierra, el avance de la agroindustria entre otros, generan altos índices de migración que ya son preocupantes.

¿Cómo hacer que el campo sea competitivo? planteó como reflexión Choque, quien considera que es necesario que los jóvenes demanden y promuevan se destinen más recursos hacia el tema de la agricultura y la ganadería y también para el fortalecimiento de capacidades, “ese debe ser el enfoque de las organizaciones locales que deben promover talleres, planes de desarrollo y hacer incidencia en autoridades locales”.

“En Perú, hemos sufrido un fuerte proceso de migración campo ciudad y esto es un serio problema y los jóvenes rurales hacemos esfuerzos desde distintas instancias  y nuestra mayor preocupación es el cambio climático y el acceso a la tierra para apostar por el tema productivo” dijo Choque.

Sobre ¿cuál el rol de los jóvenes rurales en la Agricultura Familiar? El joven peruano también dijo: “los pocos jóvenes que se quedan en el campo o los que retornamos a nuestras comunidades tenemos una importante tarea, la de impulsar la vida saludable, impulsar diversas iniciativas como los biohuertos, termas solares, etc, si bien las Ong  ya están trabajando de forma paralela  estos proyectos productivos;  aún la temática no está en la agenda política. La mayoría de las iniciativas provienen de las organizaciones juveniles con el apoyo de ONG pero aún queda mucho por hacer en el sector público.

Jefferson Saady, líderdel Movimiento Juvenil Amazónico de Brasil  y del grupo educación de comunidades indígenas de la Universidad del Acre

El líder del Movimiento Juvenil Amazónico de Brasil y miembro del grupo educación de comunidades indígenas de la Universidad del Acre, manifestó que uno de los principales problemas que enfrentan los jóvenes rurales es la discriminación. También mencionó que la agroindustria lleva a que los jóvenes rurales migren a los centros urbanos.

“Los jóvenes rurales tanto los de descendencia indígena y no indígena buscan mejores oportunidades de educación superior y trabajo en las zonas urbanas, la juventud indígena brasilera es muy activa y busca reivindicación de; pero la principal preocupación es la búsqueda de oportunidades de trabajo en la ciudad”.

Saady mencionó que los jóvenes rurales de origen indígena buscan aprender en la universidad y poner en práctica sus conocimientos en sus comunidades, "todo lo aprendido con un enfoque de interculturalidad, pero en la realidad se vuelve difícil por la discriminación y otros factores sociales", explicó. "Hay dos situaciones muy marcadas, los jóvenes rurales indígenas reconocen su historia y pasado, ellos migran, se capacitan y regresan a sus comunidades, los jóvenes rurales no indígenas dejan su origen humilde y el proceso de globalización cambia sus formas de entender la realidad pero también sufren de racismo y discriminación", explicó.

Sobre la importancia del Año Internacional de la Agricultura Familiar (AIAF) y el rol de los jóvenes, Saddy dijo: “lo primero y más necesario es un cambio drástico de la agricultura en Brasil. Las cifras son terribles, 40 % de la tierra en Brasil pertenece sólo a 1 % al agro negocio y los conglomerados. Necesitamos una reforma agraria y para una distribución justa e igualitaria de tierras, y después de eso recién podremos elaborar un plan de Agricultura Familiar" manifestó.

Lo jóvenes debemos promover que se rompan las viejas formas de hacer política, el Congreso está compuesto por hacendados o gente vinculada a los agro negocios y esto implica el freno de la reforma agraria. Por ejemplo, en las próximas elecciones, ninguno de los candidatos tiene una propuesta de un cambio radical, los jóvenes aún no tienen espacio para participar en la política y menos hay intención para incluir  a los jóvenes rurales.