Artículos de opinión

Agronegocio: práctica y discurso

Enrique Castañón Ballivián

Jueves, 03 Agosto 2017

El caso de Bosque Tsimane

Ismael Guzmán T.

Martes, 18 Julio 2017

Envíe su artículo

Posts @IPDRS

Sujetos con eficiencias y con conciencia de una Propiedad Colectiva de Tierra

Fuente: IPDRS
Autoría: Basilio A Lezama M
Fecha: Lunes, 31 Octubre 2016

 

SUJETOS EFICIENTES Y CON CONCIENCIA DE UNA  PROPIEDAD COLECTIVA  DE TIERRA

Los Seres Humanos a  pesar de muchos siglos de existencias  en la tierra,  en la actualidad desarrollan proyectos sin tener claro el “Qué” y se atreven a desarrollar el “Cómo” invirtiendo  tiempo y recursos al comprometer la factibilidad tecno-económica y social de un proyecto factible. Ademas, se hace énfasis sobre el concepto   Propiedad, que según la escala jerárquica del concepto, se identifican diferentes niveles de profundidad conceptual.  Y al no tenerlos  claro, se originan confusiones y sobre todo, en las personas de más bajos niveles de conocimientos teóricos - prácticos,  que causan muchas confrontaciones, entre las ideologías partidistas; generando  un proceso  dialéctico, que usualmente, uno de los sectores siempre trata de evitar, al menos, que entre en conciencia.

En la escala jerárquica del concepto Propiedad: El primer nivel corresponde a la Propiedad Absoluta, lo cual se puede inferir; a Dios, como el único propietario. El segundo, es la Propiedad Colectiva relativa, cuando se refiere a una gran cantidad de personas, propia de un país o un Continente; como en el caso de Suramérica. El tercero, es la Propiedad específica, concreta o particular de propiedad, que hace referencia a una familia o un grupo de personas.

Al afirmar que Dios creó al mundo y con ellos legó a los seres vivos la propiedad, se infiere que en el mundo real sensible, la tierra es propiedad de todos los seres vivos, al menos que se compruebe lo contrario. No obstante, los Seres Humanos son los únicos que puede atribuirse la propiedad de fracciones de tierra, por heredad,  comprando, apropiándose o apoderándose mediante la fuerza. Por lo tanto, cuando se habla de la propiedad colectiva de la tierra, el colectivo son todos los Seres Humanos. Y según la escala jerárquica del concepto, el concepto Propiedad Colectiva es en sentido general. Sin embargo, al referir sobre la Propiedad Colectiva de la tierra, de  una parte de la tierra, donde los integrantes, se atribuye propiedad; es un concepto específico de propiedad.

La pretensión de lograr una Propiedad Colectiva de tierra, mediante la metodología de investigación deductiva,  se  basa en un supuesto para otorgar un lote de tierra a un colectivo; que al confrontarlo en la praxis  con el pueblo y es aceptado por estos, se conceptúa como una Propiedad Colectiva. En un mundo donde se ha permitido  que individualidades, se hallan apropiados de extensas propiedades de tierras; con la mirada indolente y con los sacrificios de muchas vidas.  

Como resultado de tantas injusticias y bajo el clamor de los pueblos, han motivado a muchos científicos y pensadores, de revisar la metodología de investigación inductiva; donde connotados científicos afirman, que la metodología era inviable, porque no tenía conciencia del sentido general. Sin embargo, gobiernos progresistas, siguiendo la corriente cognitiva constructivista, han fortalecido la metodología inductiva, desarrollando la participación y el protagonismo del pueblo, como parte integral de un proceso de seguridad de vida; que le ha sido vedado por muchos siglos.

Obliga a vincular a la educación, en los procesos de formación productivas básicas en una interacción escuela-familia. Para luego, en secundaria, incorporarlos a los centros de producción. Y en las Universidades, en un proceso  conceptual de comprensión y entendimientos, orientado a todas las profesiones, para lograr en un proceso de formación individual integral, para transformarlos en un Sujetos y generar  conciencia de una  Propiedad Colectiva  de la Tierra.

Este es el momento, en que la Propiedad Colectiva, con vinculación ontológica con la  familia al tomar como base, los antecedentes de los indígenas  originarios y mediante el empoderamiento epistemológico lograr  la propiedad de la tierra, con derechos y  deberes. Y así inculcar los fundamentos básicos de la propiedad individual. Donde los conocimientos y experiencias, facilite un papel individual eficiente, para el accionar en una Propiedad de Grupos en sentido específico más general. Una vez conformado como una individualidad integral, transformarse en Sujeto, que garantice la función de una Propiedad Colectiva con eficiencia, en sentido general.