Artículos de opinión

Agronegocio: práctica y discurso

Enrique Castañón Ballivián

Jueves, 03 Agosto 2017

El caso de Bosque Tsimane

Ismael Guzmán T.

Martes, 18 Julio 2017

Envíe su artículo

Posts @IPDRS

Los índígenas exigen al presidente paraguayo que promulgue una ley aprobada por el Congreso de ese país, que establece la restitución de más de 14 mil 404 hectáreas de su tierra ancestral. Consideran la devolución de sus tierras como un justo reclamo luego de más de dos décadas sin acceder a los terrenos.

La comunidad indígena Sawhoyamaxa exigió este jueves al presidente de Paraguay, Horacio Cartes, que promulgue una ley aprobada por el Congreso, que establece la restitución de 14 mil 404 hectáreas de su tierra ancestral, actualmente en manos de un empresario.

El proyecto de ley, presentado el año pasado y aprobado por el Congreso este miércoles, responde a una sentencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), que condenó al Estado paraguayo en 2006 por violar los derechos de esta comunidad y le dio de plazo hasta 2009 para devolverle los terrenos.

Leonardo González, dirigente de la comunidad indígena, considera que la devolución de tierras "es un justo reclamo después de 23 años al costado de la ruta (carretera) sin poder acceder a los terrenos", indicó en rueda de prensa.

González, el portavoz de los Sawhoyamaxa, recordó que su comunidad ha sufrido represalias, persecuciones y vejaciones por parte del propietario, que nunca quiso ceder el terreno al Estado a pesar de los reiterados intentos de negociación realizados hasta la fecha.

La tierra, ubicada a unos 270 kilómetros al noroeste de Asunción, es considerada parte del territorio ancestral del pueblo Enxet, una de las etnias que componen la población de aproximadamente 116 mil indígenas de Paraguay.

El mandatario paraguayo, Horacio Cartes, tiene la potestad de promulgar o vetar la propuesta legislativa, que el Senado y la Cámara de Diputados aprobaron casi por unanimidad.

Cerca de un centenar de indígenas de la etnia Enxet del Paraguay se movilizaron hasta la capital de ese país el pasado 23 de abril, donde entregaron al Congreso miles de firmas que apoyan la restitución de sus tierras ancestrales.

En el 2006, la CIDH sentenció que antes de tres años el Estado paraguayo debía restituir esas tierras, en manos de Heribert Roedel, un agroganadero de origen alemán condenado en su país en la década de 1980 por estafar a inversores de su país con un esquema de venta fraudulenta de tierras en Paraguay.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar