Este jueves, en el auditorio del Gobierno Autónomo Municipal de Archidona, provincia de Napo, la Comisión de Soberanía Alimentaria, que preside el asambleísta Miguel Carvajal, cumplió el quinto foro de socialización del proyecto de Ley de Tierras Rurales y Territorios Ancestrales, con la participación de decenas de representantes de organizaciones campesinas, comunas, comunidades, pueblos y nacionalidades de la zona norte de la Amazonía ecuatoriana.

El presidente del organismo, Miguel Carvajal, tras dar la bienvenida a los concurrentes y agradecerles por haber acogido la convocatoria de la Asamblea, detalló algunos de los temas fundamentales que están recogidos en el borrador del proyecto de Ley de Tierras Rurales, que están en concordancia con lo establecido en la Constitución de la República.

Explicó que la normativa se sustenta en el texto constitucional en cuanto a la necesidad de garantizar la soberanía alimentaria; las formas de propiedad (privada, comunitaria y pública); la definición de tierras rurales; los parámetros para saber si la tierra cumple o no con las funciones social y ambiental; la creación del fondo naci

onal de tierras; la institucionalidad (autoridad agraria); la titulación de las tierras comunitarias; y, la redistribución de tierras.

Carvajal recordó que, hace un año, la Comisión inició en Napo la socialización de la Ley de Recursos Hídricos y la consulta prelegislativa, que tuvo una amplia participación.

Indicó, además, que el borrador que está sometido a análisis con las organizaciones sociales es producto de un intenso trabajo, en más de 40 reuniones de trabajo, más de 20 sesiones de la Comisión, cuatro talleres sobre este proyecto y cinco foros de socialización. Se aspira, dijo, presentar el primer informe hasta fines de noviembre.

Titulación

En las intervenciones de la ciudadanía, Elsa Quilumbaquín, de la comunidad de Santa Rosa, cantón El Chaco, subrayó que el principal problema que afrontan es la titulación de tierras, ya que se encuentran en un área protegida pero, lo fundamental es que se dé una solución a esta incertidumbre que mantienen desde hace muchos años.

Proyecto bien dirigido

De su lado, Luis Pérez, presidente del Consejo Agrario de Napo, aseguró que el proyecto está bien dirigido, al tiempo que reiteró el apoyo de la Legislatura para asegurar que se cumplan los procesos de titulación de tierras. Cuestionó la gestión del Instituto para el Ecodesarrollo de la Región Amazónica, Ecorae, que hace muchos años compró una hacienda y ahora ese bien es una vergüenza, porque se encuentra a la deriva.

Préstamos

A nombre del sector cacaotero de Archidona, Freddy Shiguango, enfatizó que hace falta acceso oportuno al crédito a través del Banco Nacional de Fomento, ya que el único que se puede solicitar es el cinco, cinco, cinco, que es de cinco mil dólares, a cinco años, al cinco por ciento de interés, el cual resulta insuficiente para la producción agrícola y el campesino, más bien, queda endeudado y no recupera su inversión.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar