fbpx

 


Posts @IPDRS

El plenario aprobó simbólicamente el proyecto de Decreto Legislativo 1669/09, que contiene el tratado para crear la Unión de Naciones Sudamericanas. Brasil se convertirá en el décimo país en ratificar el tratado de adhesión, tras Argentina, Bolivia, Chile, Ecuador, Guyana, Perú, Surinam, Uruguay y Venezuela.

La Cámara de Diputados de Brasil aprobó la noche del martes el tratado constitutivo de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), y envió el proyecto al Senado que deberá dar su visto bueno final.

"El plenario aprobó simbólicamente el proyecto de Decreto Legislativo 1669/09, que contiene el tratado para crear la Unión de Naciones Sudamericanas (Unasur)", informó el ente legislativo en su sitio en Internet, destacó la agencia AFP.

El texto constitutivo, firmado por los presidentes de la Unasur en Brasilia en 2008, fue aprobado simbólicamente, es decir sin un conteo nominal de los votos, una metodología que se aplica cuando hay consenso sobre la materia.

De ser aprobado por el Senado, donde el oficialismo es mayoría, Brasil se convertirá en el décimo país en ratificar el tratado de adhesión, tras Argentina, Bolivia, Chile, Ecuador, Guyana, Perú, Surinam, Uruguay y Venezuela. Aún falta la aprobación del acuerdo en los Parlamentos de Colombia y Paraguay.

Con la aprobación de Uruguay, la Unasur completó las nueve ratificaciones necesarias para dar existencia jurídica al bloque. Su tratado constitutivo ya fue entregado en la Oficina de Asuntos Legales de las Naciones Unidas (ONU) para su registro y publicación.

México y Latinoamérica están llamados a ser protagonistas en la nueva revolución agrícola basada en paradigma tecnológico que incida en una mayor producción agroalimentaria y la sustentabilidad de los recursos naturales, afirmó el Director General de Instituto Interamericano para la Cooperación Agrícola (IICA), Víctor Villalobos Arámbula.

Subrayó que esta región tiene una vocación, un destino agrícola y capacidad para fortalecer en gran medida la seguridad alimentaria a nivel global, con un impacto económico y social al reducir la pobreza rural y la migración de mano de obra.

En el marco de la ceremonia de clausura del Seminario Internacional de Gestión de la Innovación en el Sector Agroalimentario, el titular del IICA señaló que las convergencias entre las diferentes tecnologías son crecientes, con lo que se construye la nueva revolución agrícola.

Mencionó que una acción urgente en el corto plazo es que los países de la zona incrementen significativamente la inversión en investigación y desarrollo, toda vez que las innovaciones tecnológicas requieren de importantes sumas de capital y de talento humano.

Destacó que en lo particular México cuenta con un cúmulo de proyectos exitosos y programas que serán replicados en algunos países, tal es el caso de la Mosca del Mediterráneo y Mosca de la Fruta -el costo beneficio se traduce en que por cada peso de gasto el impacto es de 112--, cuyo trabajo resulta exitoso para evitar que estas plagas afecten la producción.

Asimismo, se congratuló con el lanzamiento del Programa de Modernización de la Agricultura Tradicional (MasAgro) que, dijo, será un parteaguas en el mejoramiento y aumento de rendimientos en la producción de maíz y trigo, con un beneficio directo para los pequeños productores mexicanos; para América Latina, acotó, representa la oportunidad de aprender de esta iniciativa.

Por su parte, y luego de clausurar el Seminario, el Secretario de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación, Francisco Mayorga Castañeda, indicó que el reto es la instrumentación de las acciones para que la Red de Gestión de la Innovación en el Sector Agroalimentario permita un mayor desarrollo tecnológico y el incremento de los rendimientos por unidad de superficie.

Afirmó que las inversiones que canalizan la mayor parte de los países de América Latina a investigación y transferencia de tecnología son reducidas, menos del 0.5 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), mientras que naciones miembro de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) canalizan en promedio 2.5 por ciento del PIB.

"Es claro que debemos hacer un gran esfuerzo para liberar recursos de otros Componentes para fortalecer los bienes públicos, ya que el impulso a la innovación y el desarrollo tecnológico tiene que darse en diversos ámbitos", agregó.

Detalló que las áreas a detonar bajo este esquema son tecnología e insumos en nutrición, material genético agrícola, pecuario, pesquero y acuícola; perfeccionamiento de protocolos en los aspectos sanitarios; nuevos productos vinculados con la demanda del mercado, y desarrollo de recursos humanos y capacitación a productores.

Metas a corto plazo de la Red para la Gestión de la Innovación

Como parte de los compromisos asumidos por los integrantes de la Red para la Gestión de la Innovación en el Sector Agroalimentario, destacan el fortalecer la vinculación entre los actores (investigadores, productores y extensionistas), ampliar la transferencia de tecnología e impulsar los proyectos estratégicos a corto plazo.

También, trabajar con base en las necesidades de los productores con articulación entre la oferta y demanda, generar lazos de colaboración entre los sectores público y privado, así como vincular los centros de enseñanza con la industria.

Además, promover la cooperación técnica entre los países e instituciones especializadas en la gestión de la innovación, difundir experiencias exitosas e impulsar la transferencia de tecnología.

Los países que integran la Red, en una primera etapa, son: Bolivia, Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, El Salvador, España, Guatemala, Nicaragua, República Dominicana y México.

Para la construcción de un Fondo de Operación se realizarán aportaciones voluntarias de las instituciones, organismos públicos y privados, instancias gubernamentales y agencia multilaterales.

Dicen que el cereal importado le quita competitividad a su producción

Mientras crece el conflicto comercial entre la Argentina y Brasil por las trabas al comercio exterior entre ambos países, unos cinco mil productores del sur del país vecino reclamaron que se suspenda por seis meses la importación de arroz desde la Argentina y el resto de los países del Mercosur.

Según informó en su portal el diario Folha de Sao Paulo, los arroceros, agrupados en la organización "Te mexe arrozeiro" ("Movete, arrocero") protestan por la falta de competitividad del producto brasileño en relación con el arroz proveniente de otros países del Mercosur y piden al gobierno de su país que suspenda las importaciones del producto temporariamente.

Los productores brasileños están acampando en Uruguayana (punto limítrofe con la ciudad correntina de Paso de los Libres) y permanecerán allí para llamar la atención sobre la situación.

"El problema es que todos los países de la región tuvieron una supercosecha de arroz. Entonces hay una sobreoferta enorme en todo el Mercosur. Brasil, por ejemplo, produjo un 24 por ciento más este año", explicó Martín Rapetti, productor de la localidad correntina de Curuzú Cuatiá y dirigente de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA).

"Si a eso se suma el tema del tipo de cambio, resulta que los empresarios brasileños prefieren comprar arroz acá y procesarlo allá, que es más barato que comprárselo a los productores locales", dijo el productor correntino.

Según Rapetti, la tonelada de arroz argentino cuesta 800 pesos, mientras que la brasileña se cotiza a aproximadamente el doble, lo que explica por qué se compra arroz de la Argentina.

Por otro lado, destacó el ruralista que en Brasil el consumo del producto cayó un 20% en los últimos años debido a que muchos pobladores del país vecino mejoraron su poder adquisitivo y reemplazan el arroz, un producto barato, por la carne y otro tipo de proteínas.

Baja del consumo

"Ellos tenían un consumo por habitante de 62 kilos y ahora están en alrededor de 50. Nosotros consumimos apenas 12 kilos por habitante por año", graficó Rapetti.

El productor dijo que el tema será tratado en el próximo encuentro de líderes de la Federación de Asociaciones Rurales del Mercosur (FARM), que preside el presidente de CRA, Mario Llambías, y que se haría en junio.

"Hablamos con las autoridades de la Confederación Nacional de la Agricultura (CNA) de Brasil y vimos que nuestros pares de ese país están muy preocupados por la situación", explicó Rapetti

Discretamente, o governo brasileiro começou nesta semana a adotar retaliações comerciais à Argentina, em represália à retenção de produtos brasileiros nas alfândegas do país vizinho, segundo informou uma autoridade ligada ao assunto. As aduanas receberam orientação para retirar do canal automático autopeças importadas pelo Brasil, provocando pequenos atrasos, como sinal ao governo vizinho das medidas mais severas que poderão ser adotadas, caso não se resolvam as dificuldades encontradas por exportadores brasileiros nas alfândegas do sócio no Mercosul.

Ontem, a ministra da Indústria argentina, Débora Giorgi, telefonou ao ministro do Desenvolvimento, Fernando Pimentel, mas foi atendida pela secretária de Comércio Exterior, Tatiana Prazeres. Giorgi queria dizer ao ministro que não recebeu a carta que Pimentel, na véspera, disse ter enviado ao governo argentino, pedindo o fim das retenções de mercadorias nas alfândegas. A carta foi reenviada por fax.

Falava-se ontem, no governo, na possibilidade de enviar a Buenos Aires o secretário-geral do Ministério do Desenvolvimento, Alessandro Teixeira, para obter um compromisso firme do governo argentino pelo fim das medidas erráticas de bloqueio na entrada de bens brasileiros. Apesar de as retenções afetarem uma parcela ainda pequena do intenso comércio bilateral, elas ameaçam a sobrevivência, por prejuízos imprevistos com o bloqueio das vendas aos argentinos, de empresas médias e pequenas, como as do setor de chocolates. Outros produtos afetados pelas barreiras, que assumem a forma de exigências contraditórias da burocracia nas aduanas, são eletrodomésticos da linha branca e máquinas agrícolas.

Débora Giorgi mandou recados ao governo brasileiro, para que se evitasse a disputa pela imprensa, como interpretam os argentinos as queixas feitas por autoridades brasileiras nos últimos dias. O governo claramente tem usado essas declarações para reforçar as mensagens frustradas pela via diplomática. "O ideal é não tomar medidas", comentava ontem um graduado funcionário do governo. A informação de que, na prática, já começaram as dificuldades para autopeças argentinas na aduana brasileira não foi confirmada por outras fontes ligadas ao assunto, que afirmavam haver disposição para negociar até terça-feira, data da reunião da Câmara de Comércio Exterior (Camex), que deve discutir a estratégia para lidar com as medidas do país vizinho.

Os argentinos já receberam, nos últimos dias, recados de pelo menos dois ministérios do Brasil sobre a "iminência" da retaliação. Um dos fatores que irritam o governo brasileiro é a falta de resposta argentina para o pedido de uma reunião ministerial bilateral, destinada a remover os problemas. O pedido foi feito na primeira semana de abril pelo secretário-geral do Itamaraty, Ruy Nogueira, que queria uma reunião dos ministérios de Indústria e Relações Exteriores. Os argentinos fizeram questão de incluir os ministérios da Fazenda e Economia e, desde então, não fixaram uma data para o encontro.

O governo brasileiro reconhece que as exportações brasileiras crescem em praticamente todos os setores, e o saldo comercial em favor do Brasil, de US$ 1,3 bilhão até abril, já é quase 140% maior que o do mesmo período do ano passado. Havia a decisão, na cúpula do governo, de discutir e resolver o conflito discretamente. Há consenso em Brasília de que as ações protecionistas estão ligadas ao período eleitoral e se destinam também a minimizar os efeitos da fuga de capitais no país vizinho, que chega a US$ 1 bilhão por dia, nas estimativas mais alarmistas. Nesta semana, Débora Giorgi foi recebida como heroína em um evento da União Industrial Argentina (UIA), que congrega representantes dos produtores locais beneficiados pelo bloqueio aos importados.

O fracasso dos contatos diplomáticos e o descumprimento das promessas de "fast track" (ação rápida) para a liberação dos produtos brasileiros levaram, porém, as autoridades do Brasil a mudar de tom. Pois, para obter dividendos políticos, o governo argentino está, afinal, criando áreas de atrito entre o governo e o setor privado brasileiros, avalia um graduado assessor do governo.

 

---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

 

Discretamente, el gobierno brasileño comenzó esta semana a adoptar represalias comerciales Argentina en represalia por la retención de los productos brasileños en las costumbres del país vecino, según un funcionario vinculado con el tema. Las costumbres fueron instruidos para eliminar las piezas de automóviles de los canales importados por Brasil, causando retrasos menores, el gobierno vecino como un signo de medidas más severas que se pueden tomar, si no resuelve las dificultades que enfrentan los exportadores brasileños en el socio aduanera Mercosur.

Ayer, el ministro argentino de Industria, Débora Giorgi, llamó por teléfono el ministro de Desarrollo Fernando Pimentel, pero contó con la presencia de la secretaria de Comercio Exterior Tatiana Prazeres. Giorgi hizo que el ministro no recibió la carta de Pimentel, ayer, dijo que había enviado al gobierno argentino, para pedir el fin de la retención de las mercancías en la aduana. La carta fue devuelta por fax.

Hubo ayer charla, el gobierno, la posibilidad de enviar el Buenos Aires Secretario General del Ministerio de Desarrollo, Alessandro Teixeira, para conseguir un compromiso firme por parte del gobierno argentino mide fin errática bloqueando la entrada de productos brasileños. Aunque las deducciones afectan a una porción del intestino pero intenso comercio bilateral, que amenazan la supervivencia, de los daños imprevistos mediante el bloqueo de las ventas a la Argentina, las medianas y pequeñas empresas, tales como la industria del chocolate. Otros productos afectados por las barreras, que adoptan la forma de exigencias contradictorias de la burocracia en las aduanas que son productos de línea blanca y maquinaria agrícola.

Débora Giorgi envió mensajes al gobierno de Brasil, con el fin de evitar la controversia en los medios, como Argentina interpretar las denuncias presentadas por las autoridades brasileñas en los últimos días. El gobierno claramente ha utilizado estas declaraciones para reforzar los mensajes frustrados por la vía diplomática. "Lo ideal es no tomar acción", comentó un alto funcionario del gobierno anterior. La información que, en la práctica, las dificultades han comenzado a autopartes argentinas en las aduanas brasileñas no fue confirmada por otras fuentes familiarizadas con el asunto, quien dijo que la voluntad de negociar hasta el martes, la fecha de la reunión de la Cámara de Comercio Exterior (CAMEX) , debemos discutir la estrategia para hacer frente a las medidas del país vecino.

Los argentinos han recibido en los últimos días, restos de al menos dos ministros del Brasil sobre el "punto" de represalia. Uno de los factores que irritan la falta de respuesta a la solicitud de Argentina para una reunión ministerial bilateral del gobierno de Brasil, destinado a eliminar los problemas. La solicitud se hizo en la primera semana de abril por el Secretario General del Ministerio de Relaciones Exteriores, Ruy Nogueira, que quería una reunión de los Ministerios de Industria y de Asuntos Exteriores. Los argentinos se aseguró de incluir a los Ministerios de Economía y Hacienda y, desde entonces, no han fijado una fecha para la reunión.

El gobierno brasileño reconoce que las exportaciones brasileñas crecen en prácticamente todas las industrias, y la balanza comercial a favor de Brasil, de 1,3 millones de dólares hasta abril, es casi 140% más que el mismo período del año pasado. No fue la decisión del gobierno en la cumbre, para discutir y resolver el conflicto de forma discreta. Existe consenso en Brasilia que las medidas proteccionistas están relacionados con el período de las elecciones y también la intención de minimizar los efectos de la fuga de capitales en el país vecino, que llega a los $ 1 mil millones al día, las estimaciones más alarmistas. Esta semana, Débora Giorgi fue recibido como un héroe en un evento de la Unión Industrial Argentina (UIA), que reúne a representantes de beneficiar a los productores locales mediante el bloqueo de la importación.

El fracaso de los contactos diplomáticos y el incumplimiento de las promesas de "vía rápida" (en funciones) para la liberación de los productos brasileños llevó, sin embargo, las autoridades de Brasil a cambiar su tono. Bueno, para obtener dividendos políticos, el gobierno, después de todo, la creación de zonas de fricción entre el gobierno y el sector privado en Brasil, evalúa un asesor de postgrado de Gobierno.

La ex canciller colombiana sustituye en el cargo al ex presidente argentino Néstor Kirchner, quien falleció el 27 de octubre de 2010, sólo seis meses después de comenzar su periodo de dos años como secretario general de Unasur.

La ex canciller colombiana María Emma Mejía asumió el lunes la secretaría general de Unasur con el compromiso de trabajar para reducir la brecha entre ricos y pobres.

"El viento está a nuestro favor", consideró la ex diplomática de 57 años durante la ceremonia de juramentación encabezada por el presidente de Guyana, Bharrat Jagdeo, quien ostenta la presidencia temporal de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur).

La también ex ministra de Educación de Colombia insistió que "Suramérica es uno de los continentes con mayor desigualdad entre ricos y pobres; debemos cambiar esa imagen".

Recordó que además de la iniquidad, las 12 naciones del bloque deben trabajar en conjunto en contra del narcotráfico y para mejorar los servicios de salud y educación.

Mejía sustituye en el cargo al ex presidente argentino Néstor Kirchner, quien falleció el 27 de octubre de 2010, sólo seis meses después de comenzar su periodo de dos años como secretario general de Unasur.

Conforme a un acuerdo entre los miembros del bloque tras la muerte de Kirchner, Mejía sólo cumplirá un año en el cargo y el 8 de mayo de 2012 lo entregará al ministro de Energía Eléctrica de Venezuela, Alí Rodríguez.

Tras fungir como ministra de Educación (1995-1996) y canciller (1996-1998) , Mejía fue mediadora entre el gobierno colombiano y la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) durante las fallidas negociaciones abiertas por el ex presidente Andrés Pastrana (1998-2002).

Mejía también fue representante de la fundación Pies Descalzos, de la cantante Shakira.

Al hablar de la importancia de Unasur, Jagdeo comentó que la creación del bloque ha ayudado a distender las relaciones entre algunos líderes de los estados miembros que antes sólo podían verse brevemente en las reuniones internacionales, sin tiempo para discutir los problemas de la región.

Ahora "la mayoría puede tomar el teléfono y llamar al otro", incluidos los gobernantes de Guyana y Suriname, que antes eran considerados miembros de otras regiones, destacó Jagdeo.

A la ceremonia asistieron representantes de las 12 naciones, así como los cancilleres de Colombia, María Angela Holguín, y de Venezuela, Nicolás Maduro.