Este martes 21 de octubre de 8:00 a 11:00 de la mañana se va a realizar en Bogotá el foro ‘La política pública para las mujeres rurales: retos y perspectivas’ y justamente ellas son las invitadas especiales en BLU Verde.

Yina Lorena Marmol de la Corporación de Desarrollo Solidario María la Baja; Gloria Edilma Peña Díaz, de la asociación de cabildos indígenas del norte del Cauca, y Matilde Mora, de la Mesa de Mujeres Rurales Colombianas, estuvieron presentes en el programa.

Explicaron que aunque en los últimos cuatro años ha habido avances en relación con la política pública de equidad de género en el país, persisten aún situaciones de discriminación que se hacen más profundas en el caso de las mujeres rurales.

Las líderes de organizaciones de mujeres rurales y mixtas han identificado seis esferas donde son evidentes las discriminaciones de género, y en las cuales debe existir una intervención directa del Estado: Tierras y territorio; Participación y construcción de la paz; medio ambiente y cambio climático; derechos económicos, sociales y culturales (DESC); institucionalidad y; economía campesina.

El foro es un espacio en el que, más allá de un diagnóstico de su situación, se plantearán propuestas concretas al Gobierno colombiano sobre las acciones que se pueden llevar a cabo para empoderar a las  mujeres rurales y fortalecer el agro colombiano.

Algunas de las principales conclusiones y propuestas que presentarán las organizaciones de mujeres son:

De acuerdo con el DANE las mujeres representan el 50,62 % de la población colombiana. Se estima que existen cerca de 5 millones 327.675 mujeres rurales y la mitad de ellas en condiciones de pobreza debido, entre otros factores, a un insuficiente acceso a los factores productivos como a la tierra, la financiación de la producción y a la asistencia técnica.  Esto no sólo en razón de la alta concentración en la propiedad de los predios sino por las inequidades de género que atraviesan la realidad de la propiedad rural. El coeficiente Gini de la propiedad de tierra ascendió en 2009 al 0.88, uno de los más altos del mundo.

Frente a esta problemática las mujeres solicitan que el Estado garantice el derecho a la propiedad de la tierra en cabeza de las mujeres rurales, priorizando aquellas que son jefas de hogar, de bajos recursos y en estado de desprotección social y económica por causa de la violencia, abandono o viudez.

Así mismo, las mujeres hacen notar que hay una clara violación a los derechos económicos, sociales y culturales para ellas, destacando por ejemplo que las mujeres rurales presentan un porcentaje de analfabetismo del 22,3% mientras que en el área urbana es del 8,2%. Por lo anterior proponen una política nacional de educación, recreación y cultura para mujeres rurales.

Finalmente, en relación con la economía campesina recuerdan que el Informe Nacional de Desarrollo Humano de 2011, Colombia Rural. Razones para la Esperanza, enumera cinco dificultades estructurales para el campesinado: el limitado acceso a la tierra, el restringido acceso al crédito, la escasa asistencia técnica, las amenazas contra la vida y la integridad de campesinos y campesinas y la fragmentación y deficiente participación política.

Proponen entonces que el Estado reconozca la importancia de la economía campesina en el país, de manera que garantice mayor participación del campesinado en la economía nacional de manera justa.

Este Foro es una iniciativa de Mesa de Incidencia Política de Mujeres Rurales Colombianas, Asociación Departamental de Usuarios Campesinos de Cundinamarca, Asociación Nacional Mujeres Campesinas, Negras e Indígenas de Colombia, Asociación de Cabildos Indígenas del Norte del Cauca, ACIN (oficina de la Mujer), ASMEQUIDAD, Corporación Casa de la Memoria del Huila, Corporación Mujeres y Saberes de la Provincia de Vélez, Asociación Campesina El Común, Fundecima, Fundación San Isidro y Red de Mujeres del Norte de Bolívar.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar