Artículos de opinión

Aporte de las mujeres rurales

Mónica Novillo G.

Domingo, 19 Noviembre 2017

Envíe su artículo

Posts @IPDRS

Con el propósito de facilitar la comercialización de los productos de forma ordenada y para que lleguen al consumidor final con estándares de calidad, el Ministerio de Agricultura, Ganadería, Acuacultura y Pesca (MAGAP) entregó carpas, balanzas, gavetas, estanterías, sillas, hielera, y recipientes de basura a productores del cantón Piñas, provincia de El Oro.

Esta acción se efectúa a través de la Coordinación General de Redes Comerciales del MAGAP, que articula con los Gobiernos Autónomos Descentralizados (GAD) y en este caso, la Dirección Provincial Agropecuaria de El Oro, productores y productoras sistemas de comercialización en circuitos cortos, que permitan la venta sin intermediarios.

Inicialmente son 15 los productores que arrancaron con este proyecto en el cantón Piñas, con el objetivo de implementar de manera participativa un sistema de feria para la comercialización alternativa de productos orgánicos locales. Aquí se promociona la venta directa de productos limpios que fortalecen los procesos organizativos del sector mediante relaciones comerciales más equitativas para el pequeño y mediano productor.

La importación de frutas, verduras, semillas y especias de otras naciones, es una de las principales preocupaciones del sector agrícola de Tungurahua. Esta situación desplaza y devalúa la producción local e incrementa el número de intermediarios en los centros de expendio de la provincia, según los afectados.

Así lo dio a conocer María Arcos, vicepresidenta del Consejo Sectorial Campesino de Tungurahua, instancia adjunta al Ministerio de Agricultura, Ganadería, Acuacultura y Pesca (Magap). Este ente realiza veedurías, diálogos y deliberaciones para la aplicación de políticas del sector agropecuario. 

"Al momento nuestra mayor preocupación es el ingreso de productos importados a los mercados mayoristas y plazas de la provincia. Frente a esto nos hemos reunido con autoridades locales para buscar posibles soluciones a esta problemática que afecta a gran parte de la población campesina de Tungurahua", dijo.

En los exteriores de Petroamazonas, en el norte de la capital, una treintena de activistas de Yasunidos protagonizaron un plantón con batucada incluida hoy, 1 de abril de 2016, en contra del inicio de la perforación en el sector de Tiputini ubicado fuera del Parque Nacional Yasuní.

En días anteriores, Petroamazonas anunció la perforación en el lugar. Los activistas consideraron que se pone en riesgo la biodiversidad de la zona, la supervivencia de los pueblos no contactados y señalaron que no confían en la tecnología de punta para la “explotación petrolera”.

Alexanda Almeida de Yasunidos manifestó que “es tiempo de protestar al inicio de la perforación, para que la afectación no se torne más grave”, ya que consideró que la exportación del petróleo “no ayudará a la economía del país en momentos en los que el precio del barril internacional presenta una caída ”. (HCR/BA)

Comedores vacíos, heladerías sin gente, calles con pocos transeúntes; circular por Orellana, en especial por Coca, ya no es lo mismo.

La caída del precio del crudo se siente a cada paso y ha puesto a pensar a esta localidad, de tradición petrolera, en otro modelo de desarrollo.

La gobernadora de la provincia Mónica Guevara, menciona que unas 30 000 personas de la población flotante (no residente) ha salido de la zona desde enero del año pasado debido a la crisis provocada por la caída de los precios del crudo. Esto representa un 20% de la población de Orellana, que contaba con unos 150 000 habitantes el 2015, según la proyección de población del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC).

El Directorio Ejecutivo del Banco Mundial aprobó un préstamo por US$150 millones que podría beneficiar a cuatro millones de ecuatorianos a través de obras de protección y mitigación de riesgo. Concretamente el financiamiento busca reducir los posibles efectos del fenómeno de El Niño y del volcán Cotopaxi y apoyar la recuperación de servicios básicos y productivos en caso  de un desastre natural.    

Ecuador está preparado para afrontar este tipo de emergencias y para ello cuenta con el acceso inmediato a líneas de créditos contingentes, que permitirán no sólo mitigar desastres sino además financiar obras de reconstrucción”, afirmó Fausto Herrera, Ministro de Finanzas de Ecuador. “El Gobierno Nacional apoyará con todos los recursos necesarios para enfrentar posibles emergencias por  eventos tales como la reactivación del volcán Cotopaxi o el fenómeno de El Niño”.

El Proyecto de Mitigación de Riesgos y Recuperación ante Emergencias en Ecuador tiene un costo total de US$168 millones, de los cuales el Gobierno Nacional aportará US$18 millones.