Posts @IPDRS

 

Bogotá abrió ayer (16 de noviembre) sus puertas a la VII Ronda de Negociaciones del TLC con la Unión Europea, con puntos sensibles como propiedad intelectual, régimen de inversiones, agro. En este contexto más de 200 organizaciones de Europa y América Latina hicieron un llamado a la suspensión de las negociaciones del TLC con la UE, además de suscribir un pronunciamiento: "Suspender la negociación de la Unión Europea con Perú y Colombia: freno a la injusticia y la desigualdad", en el que plantean ocho argumentos para reclamar la suspensión de las negociaciones:

 1.      El modelo bajo el cual ha sido diseñado este Tratado de Libre Comercio ha sido cuestionado por la crisis económica mundial.

2.      Se ha cambiado el formato inicial de un Acuerdo de Asociación a un TLC, pues se abandonó la discusión de los pilares de Diálogo Político y Cooperación y se excluyeron las propuestas de Ecuador y Bolivia.

3.      La negociación bilateral de este TLC agrava las tensiones ya existentes en el seno de la CAN pudiendo afectar el avance del proceso de integración andino, y expresa la incoherencia de la UE con su discurso de apoyo a la integración regional y el desarrollo sostenible de los países andinos.

4.      Liberalizar el acceso a recursos naturales y sectores estratégicos limita las posibilidades de desarrollo y coarta la soberanía de los Estados para adoptar medidas en beneficio de la población. 

5.      El TLC con la UE puede agudizar la exclusión y los conflictos en la región andina. Ya hay evidencias de las luchas sociales que se generan frente al despojo de los territorios y la violación a los derechos humanos.

6.      La violación a los derechos humanos que han cometido los gobiernos de Perú, Colombia y la Unión Europea no ha sido tenida en cuenta durante la negociación. El tema migratorio quedó por fuera del debate.

7.      No existen mecanismos de participación efectiva de la sociedad civil en la negociación, a pesar de las propuestas que han sido presentadas.

8.      No se recogieron las recomendaciones ni se tomaron en cuenta los resultados del Estudio de Impacto y Sostenibilidad del Acuerdo, encomendado por la propia Comisión Europea que -a pesar de sus falencias en el diseño, desarrollo y consulta- evidenció que los beneficios de liberalizar el comercio entre la UE y los países andinos no serán equitativos.

Las organizaciones proponen entonces  "un profundo replanteamiento de las relaciones económicas y políticas de la UE con la región andina de tal forma que se busque una relación y acuerdos económicos y comerciales que beneficien a los pueblos y no preserven una situación evidentemente injusta y desigual. Para ello consideran  que es necesario construir una nueva relación basada en la primacía de los tratados y convenios internacionales en materia de Derechos Humanos, de los Pueblos y de la Naturaleza y no en el libre comercio".

El pronunciamiento está suscrito por más de cuarenta organizaciones peruanas entre ellas figuran centrales sindicales como la CGTP, CUT, organizaciones agrarias y campesinas como la CCP, CNA y CONVEAGRO, así como organizaciones sociales, redes e instituciones como la Red Peruana por una Globalización con Equidad - RedGE, Asociación Nacional de Centros, Flora Tristán, Foro Ecológico del Perú, PIDHDD-Capítulo Perú, entre otros. Suscriben además: 18 organizaciones de América Latina, 5 organizaciones andinas, más de 70 organizaciones europeas, 57 organizaciones colombianas, 19 ecuatorianas y 9 bolivianas. Un extracto del Pronunciamiento junto con el listado de adherentes será publicado simultáneamente en  periódicos de circulación nacional de Perú y Colombia.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar