Artículos de opinión

Posts @IPDRS

La presidenta electa de Brasil, Dilma Rousseff, les dijo el miércoles a los Sin Tierra de Brasil que no permitirá las invasiones de haciendas y edificios públicos, el método favorito de presión de ese movimiento, histórico aliado del mandatario Luiz Inacio Lula da Silva.

"Yo no hago pactos con la ilegalidad, ni con la invasión de edificios públicos ni de propiedades que están siendo productivamente administradas", dijo Rousseff al ser preguntada en una rueda de prensa en el palacio presidencial sobre cuál será su relación con el Movimiento de los Sin Tierra (MST), que reúne a millones de desposeídos que reclaman una reforma agraria.

La presidenta electa advirtió al mismo tiempo que no permitirá que los Sin Tierra sean perseguidos, e hizo referencia a la peor masacre que éstos vivieron hace 14 años en la localidad de Eldorado dos Carajás (en el amazónico estado de Pará), cuando cuando 19 sin tierra murieron a causa de los disparos de la Policía.

"Siempre me negué a tratar al MST como un caso policial, en mi gobierno no daré margen para -que se produzca otro- Eldorado dos Carajás", aseguró.

Según Rousseff, en Brasil "hay tierras suficientes para continuar haciendo la reforma agraria".

Afirmó que se empeñará en ofrecer educación de calidad e ingresos a los campesinos. "Resolver el problema de los Sin Tierra es crear millones de propiedades", dijo.

Con una bandera roja sostenida por campesinos, el Movimiento de los Sin Tierra se convirtió en un símbolo de la lucha por la reforma agraria en el país.

Su medio de protesta y presión son los gigantes campamentos con centenas de familias que esperan por años bajo una carpa de lona la entrega de una tierra, y también las invasiones de haciendas en el país de gigantes latifundios.

Los Sin Tierra, que apoyaron 100% a Lula en 2002, pidieron el voto por Rousseff en la segunda vuelta electoral para impedir que ganara la oposición socialdemócrata, aunque critican que el gobierno no avanzara tanto como se proponía en la reforma agraria.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar