Posts @IPDRS

La líder de la población indígena Ashaninka de Perú, Ruth Buendía, recibió de manos del Rey Felipe VI, el Premio Bartolomé de las Casas que otorga el Gobierno de España. Buendia ya fue merecedora en 2014 del Goldman, también llamado el Nobel Verde.

Un galardón muy merecido

El martes pasado, el rey Felipe VI de España presentó el 23º Premio Bartolomé de las Casas, que en esta oportunidad le fue concedido a Ruth Buendía, por su liderazgo como presidenta de la Central Ashaninka del Río Ene (CARE), una organización local que reúne a 17 comunidades indígenas y trabaja para defender sus derechos sobre las tierras y su preservación.

El jurado del distinguido premio reconoció los esfuerzos de Buendia y de las comunidades que la apoyan, para proporcionar acceso a los servicios de salud pública y educación a los indígenas. Asimismo, la organización CARE que lidera, logró detener la construcción de la presa hidroeléctrica de Patizipatango, lo que impidió que se inundaran tierras de 10 comunidades y se provocase un importante impacto medioambiental en la zona.

En 2014, Buendia recibió el Premio Ambiental Goldman, el Premio Nobel Verde, que reconoce a los individuos por los esfuerzos sostenidos y significativos para proteger y mejorar el Medio Ambiente natural, a menudo con gran riesgo personal, como ocurrió con la hondureña Berta Cáceres, también ganadora de este premio.

Este premio se le concedió a Ruth Buendia, gracias a su importante contribución al desarrollo humano y sostenible de las comunidades indígenas, así como por su trabajo de protección ambiental y de conservación de los parajes naturales y las tierras ancestrales.


En esta oportunidad, el Premio Bartolomé de las Casas fue compartido, puesto que también se le otorgó a la Fundación Caminos de Identidad (Fundación Caminos de Identidad) de Colombia por su trabajo constante de fortalecimiento de la identidad y autonomía de los pueblos indígenas en diferentes campos: educación, soberanía alimentaria, familia, infancia y juventud.

El premio

El Premio Bartolomé de las Casas fue creado en 1991, con el fin de reconocer y destacar, las contribuciones más sobresalientes y los liderazgos más prominentes, en la promoción y defensa de los derechos y valores de los pueblos indígenas. Se le nombró Fray Bartolomé de las Casas, en reconocimiento a la figura del fraile dominico que, habiendo viajado a América como encomendero, acabó siendo el mayor defensor de los derechos de los pueblos indígenas del siglo XVII.


El ministro español de Asuntos Exteriores y Cooperación, Alfonso María Dastis Quecedo, el secretario de Estado para la Cooperación Internacional y para Iberoamérica, Fernando García Casas y la ministra de Justicia y Derechos Humanos de Perú, María Soledad Pérez Tello, también estuvieron presente en la ceremonia de premiación.

Fuente: Eco América

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar