Artículos de opinión

Posts @IPDRS

 

La FAO apoya hoy al Ministerio de Agricultura y Ganadería de Paraguay, a fin de remover y destruir 150 toneladas de plaguicidas obsoletos, almacenados en Asunción desde 2003.

El proyecto dispone de financiamiento de Japón y da seguimiento a acciones para resolver el problema de esos productos en tal estado, según la Oficina en La Habana de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO).
Ese programa de la entidad, que tiene su sede central en Roma, cuenta además con respaldo de un equipo interinstitucional conformado por el Ministerio de Salud Pública y Bienestar Social.

También es apoyado por la Secretaría del Ambiente y el Servicio Nacional de Calidad y Sanidad Vegetal y de Semillas (SENAVE).

De acuerdo con la FAO, la iniciativa da seguimiento a acciones realizadas de manera sistemática por el gobierno paraguayo, con apoyo de ese organismo de la ONU, para resolver el problema de los plaguicidas obsoletos en ese país.
Desde 2004 se desarrolló un inventario nacional de esos productos en tales condiciones, y se eliminaron exitosamente 25 toneladas de ellos.

La organización explicó que los plaguicidas obsoletos se definen como los que han sido prohibidos y están deteriorados químicamente, caducos, que son desconocidos o entraron en desuso.

El volumen de esos productos deteriorados supera en el mundo las 500 mil toneladas y las principales dificultades están en países no industrializados.
En estos, la agricultura es uno de los pilares de la economía y esos agentes son las sustancias químicas más usadas. Con frecuencia se encuentran en forma de mezclas tóxicas, en envases con filtraciones que generan derrames y en almacenes y sitios no aptos para el almacenamiento de este tipo de producto.

Lo anterior genera un riesgo de exposición que puede causar intoxicaciones agudas y crónicas, además de contaminar el suelo y fuentes de agua.

La FAO respalda a las naciones en desarrollo, en la adecuada gestión de todos los plaguicidas, lo que implica la limpieza de sitios contaminados y la destrucción o eliminación de los que están en estado de deterioro.

Ella es la principal agencia de las Naciones Unidas a cargo de este tema y acumula muchos años de experiencia en África, Asia y América Latina.
Su apoyo es clave porque muchos países no cuentan con capacidad técnica, institucional, ni financiera que permitan desarrollar políticas y elementos reguladores que favorezcan la adecuada gestión de tales sustancias químicas.

Dirigentes de la Federación Nacional Campesina (FNC) presentaron oficialmente la tradicional marcha prevista para el próximo 24 y 25 de marzo en la capital. La conferencia de prensa se llevó a cabo en el Panteón de los Héroes. Exigirán que se concrete la Reforma Agraria y la aplicación de políticas de desarrollo social.

La convocatoria fue realizada a todos los medios de prensa a fin de dar a conocer los ejes que servirán de bandera para la 27ª edición de la tradicional marcha campesina.

Arnaldo Ayala miembro del Comité Ejecutivo de la FNC indicó que dos puntos serán los principales reclamos de la movilización. En primer lugar la Reforma Agraria que es una necesidad social, además de ser un compromiso del gobierno de Lugo, asumido durante su campaña política.

En segundo lugar, exigirán la aplicación de política de desarrollo social que hasta ahora no pasaron de ser meros discursos. "Hasta ahora en la práctica no se tiene nada. Ahora en época de producción no tenemos caminos", expresó Ayala.

Tras la presentación, realizarán entrega de volantes en la vía pública promocionando los reclamos de la FNC.

Más de 54 familias indígenas ava guaraní, de la comunidad Cerro Pyta, distrito de Corpus Christi, departamento de Canindeju podrán disfrutar de su territorio de 1.000 hectáreas mediante la gestión del Instituto Nacional del Indígena (INDI) que hizo efectivo el primer pago por dicha propiedad a través de una expropiación. Por la misma se pagó 13 mil millones de guaraníes y, según la titular de dicha institución, Lida Acuña, luego de largas negociaciones se consiguió ahorrar al Estado Paraguayo, 2 mil millones de guaraníes.

Destacó Acuña este es un hecho muy importante, ya que se resuelve un conflicto de 14 años, en los que distintas administraciones retrasaron la regularización de dicha expropiación que data desde del año 1996. "Esta administración tardó cinco meses en concretar el acuerdo para el beneficio de dicha comunidad", subrayó.

En cuanto a las amenazas de varias comunidades indígenas de volver a ocupar las plazas de la capital, como forma de generar presión en las autoridades para conseguir sus reivindicaciones dijo que eso es una constante, ya que los que vienen reciben una asistencia directa de kit de alimento, por lo cual se hacen pasar por "sin tierra". "Tenemos bien identificadas a estas personas, son como 20 familias, quienes son excluidas de sus comunidades", indicó Acuña.

Para estos casos, comentó que existen varios líderes que ponen a disposición del INDI 1.000 hectáreas de tierras para reubicar a sus hermanos indígenas y que se trabaje en proyectos que el Instituto pueda promocionar. Igualmente en la fecha se presentó ante los funcionarios la nueva estructura organizacional que tendrá el INDI, el cual corresponde al plan estratégico elaborado con consenso de todas las áreas de la institución, y que cuenta con el apoyo de las Naciones Unidas. "El propósito de dichos cambios es mejorar la atención al usuario, mediante una mejor organización", resaltó finalmente Acuña.

 

La producción agrícola en general y la cría de ganado son las actividades económicas más importantes de nuestro país de acuerdo con la percepción de la población, revela una encuesta impulsada por la UGP. Itaipú y Yacyretá aparecen como la tercera fuente económica.

 

El 98% de las personas cree que la agricultura es la actividad de mayor importancia para la economía del país, según una encuesta realizada por la firma COIN, cuyos resultados dio  conocer ayer el ingeniero agrónomo Héctor Cristaldo, titular de la Unión de Gremios de la Producción (UGP).   

El dirigente comentó que el sondeo confirma la hipótesis de muchos, que el trabajador del campo no tiene tiempo para otra cosa que labrar la tierra, y que ese es su mejor marketing.   

Cristaldo reveló que la encuesta demostró también que las otras actividades productivas con mayor relevancia para el Paraguay son la ganadería y los fondos recibidos de las hidroeléctricas Itaipú y Yacyretá juntas.   

Con respecto al prestigio de la producción ganadera, dijo que es similar a la agricultura, que se debe al esfuerzo del sector.   

Sin embargo, en el caso de las hidroeléctricas, Cristaldo destacó que la importancia dada por las personas se debería más al trabajo propagandístico desarrollado por estas, antes que a la proporción real de su importancia en nuestra economía, hecho que debe ser analizado por los economistas.

En relación a Itaipú y Yacyretá, la población también percibe que están muy relacionados a hechos de corrupción y a exagerados sueldos de sus funcionarios.   

En cuanto a los rubros agrícolas específicos, la opinión de los encuestados indica que la soja y el trigo son los renglones más determinantes de la economía.   

El 65% de ellos consideró que la soja es muy importante, mientras que al trigo se le adjudicó la misma categoría, en un 57%.   

El algodón sigue en la memoria de los paraguayos, el 48% considera que su cultivo es importante para nuestro país, pero este año solo se sembraron 18.000 hectáreas de las 550.000 hectáreas que había hace 19 años. El sésamo no fue mencionado.   

Los resultados de la encuesta también revelan que la población percibe que la agricultura está relacionada con actividades que pueden contaminar el ambiente. Otro aspecto encontrado fue el gran desconocimiento sobre la biotecnología y los transgénicos.   

En la encuesta saltó también  que la gente opina más acertadamente en relación a nuestros recursos económicos, cuanto más elevado es su nivel socioeconómico.

El encuentro tendrá lugar en la Quinta Ycuá Satí

Entre los días miércoles 16 y el viernes 18 de diciembre se llevará a cabo el seminario regional "Por una Agricultura Familiar Campesina e Indígena al servicio de los pueblos". El encuentro tendrá lugar en la Quinta Ycuá Satí, a partir de las 9:30 hs. La actividad es un emprendimiento de la Confederación de Organizaciones de Productores Familiares del Mercosur Ampliado (COPROFAM).

Este evento, que comienza a las 9:30, reunirá a unos 250 delegados de 7 países de América del Sur, en representación de 12 organizaciones nacionales asociadas, con el objeto de debatir, construir y acordar propuestas de elaboración del Plan de Metas y Acciones, que se convertirá en plataforma de trabajo de la nueva directiva de COPROFAM.

El Brasil estará representado por la Confederación de Trabajadores de la Agricultura; Argentina por la Federación Agraria Argentina; Uruguay por la Comisión Nacional de Fomento; Chile por el Movimiento Unitario Campesino; Perú por la Organización Campesina de Perú; Bolivia por la Coordinadora Intergremial de Organizaciones Económicas y Paraguay por la Unión Agrícola Nacional y la Organización Nacional Campesina (ONAC).

Los paneles previstos para el día de la apertura son: Rescate de la historia de COPROFAM y los desafíos que se presentan para la organización y sus afiliadas; Escenario Político-Económico Internacional y Regional; El Rol y los Desafíos de la Agricultura Familiar, Campesina e Indígena del Mercosur Ampliado.

Para el día jueves 17: Políticas Públicas diferenciadas para la Agricultura Familiar en Brasil; Trabajo de Planificación de las Metas y Acciones para construir la COPROFAN.

Y el viernes 18 se prevé la Asamblea General Ordinaria de COPROFAM.