Posts @IPDRS

Son campesinos pobres de distintas partes del país que comenzaron el 5 de febrero la “Larga Marcha” reclamando la renuncia del presidente Horacio Cartes. Cuestionan el modelo de sojización que ha desplazado a pequeños productores y trabajadores rurales. También exigen la derogación de la ley de militarización que permite reprimir la protesta social. Hoy a las 17hs la movilización llega a Asunción donde se realizará un festival. En Argentina hay una convocatoria frente a la embajada paraguaya.

Los motivos

La avanzada de los comodities en el mercado internacional ha desplazado las fronteras agrícolas-ganaderas, dándole espacio a la sojización de los cultivos. Grandes porciones de tierra y poca mano de obra es lo que necesita la producción de la oleaginosa. Así miles de campesinos pierden su fuente de trabajo y son obligados a poblar los márgenes de las ciudades.

En este escenario el 15 de junio del 2012 se produce la masacre de Curuguaty donde murieron 11 campesinos y 6 policías en la que fue la más cruda manifestación del aparato represivo estatal expresando la tensión política entre una democracia que tiene al partido colorado desde más de medio siglo en el poder y un país con una desesperante desigualdad social en Paraguay el 85 por ciento del territorio está en manos del 2,6 por ciento de los propietarios, muchos de ellos extranjeros.

La iniciativa partió de las familias agricultoras locales y pretende declarar de interés social la agroecología a nivel distrital. Las mismas se reunirán en un par de semanas con los concejales locales para debatir los detalles.

Ayer lunes representantes de las familias mantuvieron una reunión con el presidente de la Junta Municipal de Horqueta, Heriberto Cabañas. Éste acercó su compromiso de que la ordenanza se aprobaría en las próximas sesiones.

Los y las concejales están interesados en realizar algunas modificaciones al borrador original presentado por las familias. Para eso convocan a las mismas a una próxima sesión de la Junta, en fecha a confirmar, para revisar la propuesta, explicó uno de los voceros de las organizaciones familiares.

El proyecto partió de las familias y consiste en dar reconocimiento a la agricultura familiar campesina regional, que da empleo y alimentación a miles de personas y es clave para la economía local.

A partir de ahora se determinarán las dimensiones y linderos de los terrenos en donde se afincan los recursos naturales del Parque Nacional Defensores del Chaco (Chaco paraguayo) y de la Cordillera del Ybytyruzú,en el Departamento del Guairá.

Este procedimiento es un paso previo para efectuar la política gubernamental de titularlos definitivamente en favor del Estado paraguayo, de acuerdo a lo informado por el asesor jurídico de la presidencia, Sergio Godoy.

Según lo expresado, el Parque Nacional Defensores del Chaco constituye en la actualidad una de las riquezas naturales de mayor valor del Chaco Paraguayo, garantizando la conservación de especies naturales y animales consideradas en peligro de extinción.

Asimismo, la riqueza de los recursos naturales de la Cordillera del Ybytyruzú se traduce en la gran diversidad de fauna y flora, cursos de agua y minerales. En este contexto, se resalta que debido a sus características topográficas y a los numerosos cuerpos de agua que posee, es uno de los paisajes más bellos del Paraguay.

Las familias agricultoras del lugar fueron beneficiadas por una donación del gobierno italiano en 2012, que no puede efectivizarse porque no se identificaron de manera transparente los límites de las tierras. En 2013 se hizo una primera mensura que arrojó 3 mil hectáreas menos de lo que figura en la donación, en medio de una serie de ardides judiciales asociados a políticos y un ex titular del INDERT.

El pasado 30 de enero el Instituto de la Tierra de Paraguay (INDERT) decidió rever su postura y acompañar institucionalmente la realización de una segunda mensura judicial de las tierras de Barbero Cué, ubicadas en el departamento de San Pedro, a más de 300 kilómetros de la capital paraguaya.

Se trata de la finca 231, padrón 682 de San Pedro del Ycuamandiyú, perteneciente actualmente al Estado de Italia.

En el asentamiento Comuneros de Minga Guazú se llevó a cabo el seminario "La tierra es de quien la trabaja", organizado por el Movimiento Agrario del Paraguay (Moapa). El tema principal fue el desplazamiento masivo de campesinos de sus tierras como consecuencia del agronegocio. 

sidro Espínola, del Moapa, explicó que el seminario La tierra es de quien la trabaja, busca crear conciencia y compromiso de lucha contra el modelo de agronegocio que actualmente existe en el interior del país, que, según el movimiento, es el responsable de la desaparición de las comunidades campesinas, informó Noelia Duarte, corresponsal de Última Hora.

"La única manera de hacer frente es creando conciencia, a través de la prensa, para resistir a la explotación y el avasallamiento al pueblo. Este tipo de seminario crea conciencia y compromiso de lucha en contra de este modelo que elimina a los pueblos por completo", expresó Espínola.