Posts @IPDRS

Luego de siete meses de conversaciones entre el Gobierno colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) se hizo público el primer reporte de las negociaciones sobre el tema agrario un resultado que apunta a lo que será el acuerdo final de los diálogos de paz.

El gran problema del país es alcanzar un balance entre otorgar tierras a los pequeños campesinos para reducir la desigualdad y al mismo tiempo desarrollar su sector agrícola para poder competir, especialmente bajo la presión que han ejercido los tratados de libre comercio sobre este sector. Sin embargo, con un atraso en el catastro rural y un conflicto armado que ayuda a la concentración de tierras, el país se ha quedado atrasado frente a los avances en reformas y políticas agrarias de sus naciones vecinas, quienes han, con diferentes grados de eficiencia, superado los diferente obstáculos que afligían sus sectores agropecuarios. 

La gran empresa brasileña 

En los últimos 15 años el país ha logrado duplicar el crecimiento de su producción agropecuaria por medio de un sistema que se basa en la entrega de tierras a los campesinos que a su vez reciben un gran apoyo del Estado para crear producciones competitivas y reducir los precios de los insumos, aseguró Eduardo Sarmiento, director de estudios de la Escuela Colombiana de Ingeniería. Los establecimientos agrícolas familiares representan 84% de los explotaciones agrícolas del país. En 2010, este sector creció 4,7% y exportó US$76.400 millones. 

En la Unidad de Restitución de Tierras del Ministerio de Agricultura, se han recibido alrededor de 40 mil reclamaciones por cerca de 2.700.000 hectáreas.

En primer fallo de restitución de tierras en Santander, un juez agrario deBarrancabermeja ordenó devolver un predio a víctimas del ELN y losParamilitares, quienes habían abandonado su finca hace más de 10 años. 

Los delegados del Gobierno y las FARC-EP, informan que:

Hemos llegado a un acuerdo sobre el primer punto de la Agenda contenida en el "Acuerdo General para la terminación del conflicto y la construcción de una paz estable y duradera".

Acordamos denominarlo "Hacia un nuevo campo colombiano: Reforma rural integral".

Las delegaciones de paz del gobierno colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia-Ejército del Pueblo (FARC-EP) cumplieron hoy seis meses de diálogo en Cuba con avances reconocidos por las partes, pero sin acuerdos anunciados en el tema agrario.

Reivindican las FARC reclamos en mesa de negociación

En la continuación de las pláticas que tienen al habanero Palacio de Convenciones como su sede permanente, el jefe del equipo guerrillero en la mesa de conversaciones, Iván Márquez, realizó un balance positivo del proceso, el cual se ha centrado hasta el momento en la cuestión de la tierra.

La delegación gubernamental, liderada por el exvicepresidente Humberto de la Calle, ha señalado por su parte avances en el diálogo, aunque también su inconformidad con el ritmo del acercamiento iniciado aquí el pasado 19 de noviembre con seis puntos en la agenda.